Mostrando entradas con la etiqueta Mario Vargas Llosa. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Mario Vargas Llosa. Mostrar todas las entradas

lunes, 24 de marzo de 2014

Crisis en Venezuela y situación de la diputada opositora María Corina Machado, centró debate en seminario dirigido por Mario Vargas Llosa. LIMA. PERÚ.


Crisis en Venezuela centró debate en seminario dirigido por Mario Vargas Llosa

Entre los asistentes al seminario hubo un grupo de venezolanos residentes en Lima que entonaron el himno de su país.
La crisis en Venezuela y la situación de la diputada opositora María Corina Machado centraron hoy las ponencias de un seminario internacional dirigido por el escritor Mario Vargas Llosa y en el que participaron los expresidentes Sebastián Piñera de Chile y Felipe Calderón de México.
Machado llegó a Lima después de que el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, anunciara que perdió su condición de diputada por supuestamente haber aceptado ser representante alterna de Panamá ante la Organización de Estados Americanos (OEA) el pasado viernes.
"Soy ciudadana y diputada hasta tanto lo quieran mis compatriotas", dijo Machado en respuesta a la decisión de Cabello, ante un auditorio que la aplaudió en Lima.
Entre los asistentes al seminario 'América Latina: Oportunidades y Desafíos' hubo un grupo de venezolanos residentes en Lima que entonaron el himno de su país, tras la llegada de Machado, y que le dieron ramos de flores en señal de apoyo.
Machado, que afirmó que volverá "lo antes posible a Venezuela", relató los métodos violentos utilizados por el régimen de Nicolás Maduro para reprimir el movimiento estudiantil y que se ha extendido con el apoyo de la ciudadanía por todo su país.
"Pensaban que era un país doblegado, con sueldos de hambre, con una inflación galopante, con una impunidad por homicidios de 96 %, y donde el régimen había logrado silenciar los sueños de la población", dijo la política.
Sin embargo, "los jóvenes llamaron a las calles y Venezuela despertó" porque "este movimiento es irreversible", anotó Machado.
La representante dijo que, a consecuencia de la militarización en el país y "la influencia cubana", Venezuela ha sufrido "la entrega absoluta", donde la soberanía nacional "ha sido ultrajada".
Por su parte, Vargas Llosa afirmó que "aquí nadie le va a cerrar las puertas a Machado, a diferencia de esa 'Carabina de Ambrosio' que es la OEA", donde se discutió la situación de Venezuela a puerta cerrada.
"Es triste y vergonzoso que los Gobiernos latinoamericanos mantengan esa neutralidad ante lo que está sucediendo en Venezuela", afirmó el premio Nobel de Literatura.
"La lucha de los venezolanos no es sólo por Venezuela, sino por América Latina que cree en la democracia y en la libertad", agregó Vargas Llosa.
"Tenemos el deber moral de apoyarles porque si Venezuela cae, la noche totalitaria va a seguir extendiéndose en nuestras democracias todavía no asentadas y débiles", expresó Vargas Llosa.
A su turno, el expresidente Sebastián Piñera habló sobre la necesidad de proteger y ampliar los ámbitos de la libertad en un nuevo mundo, en el que tiene prioridad la sociedad del conocimiento y la tecnología.
Piñera señaló que al interior de América Latina "hay modelos de sociedad y desarrollo muy distintos", donde hay respeto de la libertad de expresión y derecho a la alternancia, pero también "en otros países estos valores están en riesgo de desaparecer".
El exgobernante chileno agregó que "América Latina no tiene ninguna razón para contentarse con no avanzar, a pesar de tenerlo todo" y confió en que el continente aproveche esta nueva oportunidad de crecimiento económico sostenido.
Por su parte, el expresidente mexicano Felipe Calderón declaró que los desafíos conjuntos de América Latina son la inversión en el capital humano, la inversión en infraestructura, el financiamiento del Estado de derecho, el cambio estructural y la sustentabilidad.
Calderón leyó además un comunicado del Club de Madrid, formado por 96 expresidentes del mundo, en el que piden al Gobierno venezolano "crear la condiciones propicias" para un debate interno, la liberación del líder opositor Leopoldo López y de "todos los perseguidos por motivos políticos".
El seminario, que concluirá mañana, contó hoy también entre sus expositores con el alcalde de Buenos Aires, Mauricio Macri; el expresidente del Senado de Bolivia Óscar Ortiz y el candidato a la presidencia de Uruguay Jorge Larrañaga. (EFE)
FUENTE: LA REPÚBLICA

domingo, 5 de mayo de 2013

La muerte lenta del chavismo. Por: Mario Vargas Llosa. Piedra de toque

 Domingo 05 Mayo 2013/ 09:05 Hs.
La muerte lenta del chavismo 
Por: Mario Vargas Llosa  
Piedra de toque
Una fiera malherida es más peligrosa que una sana, pues la rabia y la impotencia le permiten causar grandes destrozos antes de morir. Ese es el caso del chavismo, hoy, luego del tremendo revés que padeció en las elecciones del 14 de abril, en las que, pese a la desproporción de medios y al descarado favoritismo del Consejo Nacional Electoral -cuatro de cuyos cinco rectores son militantes gobiernistas convictos y confesos-, el heredero de Chávez, Nicolás Maduro, perdió cerca de 800.000 votos y probablemente solo pudo superar a duras penas a Henrique Capriles mediante un gigantesco fraude electoral. (La oposición ha documentado más de 3.500 irregularidades en perjuicio suyo durante la votación y el conteo de los votos).
Advertir que "el socialismo del siglo XXI", como denominó el comandante Hugo Chávez al engendro ideológico que promocionó su régimen, ha comenzado a perder el apoyo popular y que la corrupción, el caos económico, la escasez, la altísima inflación y el aumento de la criminalidad, van vaciando cada día más sus filas y engrosando las de la oposición, y, sobre todo, la evidencia de la incapacidad de Nicolás Maduro para liderar un sistema sacudido por censuras y rivalidades internas, explica los exabruptos y el nerviosismo que en los últimos días han llevado a los herederos de Chávez a mostrar la verdadera cara del régimen: su intolerancia, su vocación antidemocrática y sus inclinaciones matonescas y delincuenciales.
Así se explica la emboscada de la que fueron víctimas, el martes 30 de abril, los diputados de la oposición -miembros de la Mesa de la Unidad Democrática-, en el curso de una sesión que presidía Diosdado Cabello, un exmilitar que acompañó a Chávez en su frustrado levantamiento contra el Gobierno de Carlos Andrés Pérez. El presidente del Congreso comenzó por quitar el derecho de la palabra a los parlamentarios opositores si no reconocían el fraude electoral que entronizó a Maduro e hizo que les cerraran los micrófonos. Cuando los opositores protestaron, levantando una bandera que denunciaba un "Golpe al Parlamento", los diputados oficialistas y sus guardaespaldas se abalanzaron a golpearlos, con manoplas y patadas que dejaron a varios de ellos, como Julio Borges y María Corina Machado, con heridas y lesiones de bulto. Para evitar que quedara constancia del atropello, las cámaras de la televisión oficial apuntaron oportunamente al techo de la Asamblea. Pero los teléfonos móviles de muchos asistentes filmaron lo ocurrido y el mundo entero ha podido enterarse del salvajismo cometido, así como de las alegres carcajadas con que Diosdado Cabello celebraba que María Corina Machado fuera arrastrada por los cabellos y molida a patadas por los valientes revolucionarios chavistas.
Dos semanas antes, yo había oído a María Corina hablar sobre su país, en la Fundación Libertad, de Rosario, Argentina. Es uno de los discursos políticos más inteligentes y conmovedores que me ha tocado escuchar. Sin asomo de demagogia, con argumentos sólidos y una desenvoltura admirable, describió las condiciones heroicas en que la oposición venezolana se enfrentaba en esa campaña electoral al elefantiásico oficialismo -por cada 5 minutos de televisión de Henrique Capriles, Nicolás Maduro disponía de 17 horas-, la intimidación sistemática, los chantajes y violencias de que eran víctimas en todo el país los opositores reales o supuestos, y el estado calamitoso en que el desgobierno y la anarquía habían puesto a Venezuela luego de catorce años de estatizaciones, expropiaciones, populismo desenfrenado, colectivismo e ineptitud burocrática. Pero en su discurso había también esperanza, un amor contagioso a la libertad, la convicción de que, no importa cuán grandes fueran los sacrificios, la tierra de Bolívar terminaría por recuperar la democracia y la paz en un futuro muy cercano.
Todos quienes la escuchamos aquella mañana, quedamos convencidos de que María Corina Machado desempeñaría un papel importante en el futuro de Venezuela, a menos de que la histeria que parece haberse apoderado del régimen chavista, ahora que se siente en pleno proceso de descomposición interna y ante una impopularidad creciente, le organice un accidente, la encarcele o la haga asesinar. Y es lo que puede ocurrirle también a cualquier opositor, empezando por Henrique Capriles, a quien la ministra de Asuntos Penitenciarios acaba de advertirle públicamente que ya tiene listo el calabozo donde pronto irá a parar.
No es mera retórica: el régimen ha comenzado a golpear a diestra y siniestra. Al mismo tiempo que el Gobierno de Maduro convertía el Parlamento en un aquelarre de brutalidad, la represión en la calle se amplificaba, con la detención del general retirado Antonio Rivero y de un grupo de oficiales no identificados, acusados de conspirar; con las persecuciones a dirigentes universitarios y con expulsiones de sus puestos de trabajo de varios cientos de funcionarios públicos por el delito de haber votado por la oposición en las últimas elecciones. Los ofuscados herederos de Chávez no comprenden que estas medidas abusivas los delatan y, en vez de frenar la pérdida de apoyos en la opinión pública, solo aumentarán el repudio popular hacia el Gobierno.
Tal vez con lo que está ocurriendo en estos días en Venezuela tomen conciencia los Gobiernos de los países sudamericanos (Unasur) de la ligereza que cometieron apresurándose a legitimar las bochornosas elecciones venezolanas y yendo sus presidentes (con la excepción del de Chile) a dar con su presencia una apariencia de legalidad a la entronización de Nicolás Maduro a la Presidencia de la República. Ya habrán comprobado que el recuento de votos a que se comprometió el heredero de Chávez para obtener su apoyo, fue una mentira flagrante, pues el Consejo Nacional Electoral proclamó su triunfo sin efectuar la menor revisión. Y es, sin duda, lo que hará también ahora con el pedido del candidato de la oposición de que se revise todo el proceso electoral impugnado, dado el sinnúmero de violaciones al reglamento que se cometieron durante la votación y el conteo de las actas.
En verdad, nada de esto importa mucho, pues todo ello contribuye a acelerar el desprestigio de un régimen que ha entrado en un proceso de debilitamiento sistemático, algo que solo puede agravarse en el futuro inmediato, teniendo en cuenta el catastrófico estado de sus finanzas, el deterioro de su economía y el penoso espectáculo que ofrecen sus principales dirigentes cada día, empezando por Nicolás Maduro. Da tristeza el nivel intelectual de ese Gobierno, cuyo jefe de Estado silba, ruge o insulta porque no sabe hablar, cuando uno piensa que se trata del mismo país que dio a un Rómulo Gallegos, a un Arturo Uslar Pietri, a un Vicente Gerbasi y a un Juan Liscano, y, en el campo político, a un Carlos Rangel o un Rómulo Betancourt, un presidente que propuso a sus colegas latinoamericanos comprometerse a romper las relaciones diplomáticas y comerciales en el acto con cualquier país que fuera víctima de un golpe de Estado (ninguno quiso secundarlo, naturalmente).
Lo que importa es que, después del 14 de abril, ya se ve una luz al final del túnel de la noche autoritaria que inauguró el chavismo. Importantes sectores populares que habían sido seducidos por la retórica torrencial del comandante y sus promesas mesiánicas, van aprendiendo, en la dura realidad cotidiana, lo engañados que estaban, la distancia creciente entre aquel sueño ideológico y la caída de los niveles de vida, la inflación que recorta la capacidad de consumo de los más pobres, el favoritismo político que es una nueva forma de injusticia, la corrupción y los privilegios de la nomenclatura, y la delincuencia común que ha hecho de Caracas la ciudad más insegura del mundo. Como nada de esto puede cambiar, sino para peor, dado el empecinamiento ideológico del presidente Maduro, formado en las escuelas de cuadros de la Revolución Cubana y que acaba de hacer su visita ritual a La Habana a renovar su fidelidad a la dictadura más longeva del continente americano, asistimos a la declinación de este paréntesis autoritario de casi tres lustros en la historia de ese maltratado país. Solo hay que esperar que su agonía no traiga más sufrimientos y desgracias de los muchos que han causado ya los desvaríos chavistas al pueblo venezolano.
FUENTE: Ultima Hora

domingo, 3 de octubre de 2010

Vargas Llosa se refirió a "La derrota de Chávez" // El Universal

El escritor da su opinión en un diario Español (Reuters)
En un artículo del diario "El País" de España
El escritor destaca que, con los 65 diputados logrados en la Asamblea Nacional, "habiendo obtenido un 52% del voto", "la oposición tendrá la fuerza necesaria para frenar las reformas constitucionales que Chávez preparaba".

EL UNIVERSAL
domingo 3 de octubre de 2010  08:03 AM
Madrid.- La "derrota" del presidente venezolano, Hugo Chávez, en las recientes elecciones legislativas "es mucho más significativa de lo que indican las cifras", pero la oposición venezolana no debe "cantar victoria ni confiarse por este excelente resultado", en opinión del escritor peruano Mario Vargas Llosa.

El resultado de los comicios del pasado domingo "muestra la creciente impopularidad del caudillo venezolano y su régimen" y "saca a la luz pública la grotesca manipulación del voto popular", escribe el autor en un artículo publicado hoy por el diario español "El País" titulado "La derrota de Chávez", informó EFE.

Vargas Llosa destaca que, con los 65 diputados logrados en la Asamblea Nacional, "habiendo obtenido un 52% del voto", "la oposición tendrá la fuerza necesaria para frenar las reformas constitucionales que Chávez preparaba".

"El avance del régimen hacia un modelo cubano, de dictadura marxista leninista integral, tendrá muchos más escollos para materializarse", añade el autor, que, no obstante, insta a las fuerzas de la oposición a no "cantar victoria", "ni volver a cometer errores como el del año 2005".

Entonces, señala Vargas Llosa, "por abstenerse de participar en el proceso electoral, regalaron a Chávez una Asamblea Nacional servil y autómata, que todos estos años no ha sido más que una dócil sirvienta de los desafueros constitucionales y legales del Comandante".

Por ello, considera "imprescindible" que "se mantenga y se afiance" la unión de partidos, movimientos y personas de la oposición que supone la Mesa de Unidad Democrática, para seguir así "ganando adeptos y sumando a sus filas a los venezolanos que, abrumados o atemorizados por las represalias del régimen, se abstuvieron de participar en esta contienda".

"A muchos de estos abstencionistas escépticos, la victoria electoral de la resistencia tiene que haberlos sacudido y demostrado que todavía hay razones para la esperanza", agrega el autor, que discrepa de las críticas que se hacen a la oposición venezolana por carecer de líderes.

"¿Eso queremos? ¿Que venga un nuevo Chávez a librarnos de Chávez?", se pregunta.

Vargas Llosa prevé que los próximos meses y años "no serán fáciles" para Venezuela, porque, a su juicio, "el régimen ha avanzado demasiado en la construcción de unas estructuras dictatoriales" como para que el mandatario venezolano, acatando la voluntad popular, "esté dispuesto a retirarse del poder si así lo mandan las urnas".

"El peligro mayor es que, después de esta golpiza pacífica que acaba de recibir, se embravezca y quiera conseguir, mediante ucases y matonerías represivas, lo que no ha podido conseguir a través de las ánforas", escribe.

Aunque, a su juicio, "no le será fácil", porque "ya ha perdido ese estado de gracia de caudillo mesiánico de que gozó algunos años y ahora no sólo él, también el pueblo venezolano, sabe que es falible y vulnerable".

Para Vargas Llosa, "se avecina un periodo tenso, en el que, una vez más, como hace dos siglos, se decidirá en tierra venezolana el futuro de la libertad en toda América Latina".
FUENTE: El Universal

OTROS BLOG EDITADOS POR SAMMY LANDAETA MILLÁN

PRENSA ESCRITA

FRASES CELEBRES

FRASES CELEBRES
FRASES CELEBRES contiene una recopilación muy completa de las mejores frases y citas célebres de la historia clasificadas por temáticas y autores, además de un buscador de frases célebres dentro de la web. Haga click en la imagen, por favor. Gracias.

10 DE DICIEMBRE.DIA DE LA FAV // Por: Sammy Landaeta Millán

10 DE DICIEMBRE.DIA DE LA FAV // Por: Sammy Landaeta Millán
Hoy 10 de Diciembre de 2010 es el día de la FUERZA AÉREA VENEZOLANA -FAV- Paladín del Espacio Soberano; y en el marco de la celebración del 90° Aniversario de su creación, acaecida el 10 de Diciembre de 1920, DENUNCIAMOS, RECHAZAMOS y NO ACEPTAMOS el cambio de fecha, hacia el 27 de Noviembre promulgado por el SOCIALISMO VANDÁLICO que pretende imponernos el COMUNISMO en Venezuela, amparándose en el ejercicio de una NARCO DICTADURA CONSTITUCIONAL que hoy desconoce el 10 DE DICIEMBRE. DÍA DE LA FAV. Para seguir leyendo haga click sobre la imagen........Gracias